especialidades de enfermería y eir

Guía de resolución de dudas y preguntas más frecuentes sobre las Especialidades de Enfermería en España y su sistema de acceso: el EIR.

La mayoría de las ramas de las Ciencias de la Salud cuentan con especialidades. En general, el Grado más conocido que cuenta con varias especialidades en Medicina, pero también tienen especialidades (y no son menos importantes) Enfermería, Psicología, Física, Biología, Química y Farmacia.  

Hay varias Especialidades de Enfermería, a las cuales se accede a través una oposición que se realiza a nivel estatal y se llama EIR (que son las siglas de Enfermero Interno Residente), es un examen tipo test que tiene lugar anualmente a principios de año. A continuación, te explico más detalladamente de forma individual todas las especialidades de Enfermería en España  y el sistema de acceso a ellas en España.

1. Especialidades de Enfermería en España

Como te acabo de contar, las Especialidades de Enfermería son siete: Enfermería Obstétrico – Ginecológica (Matrona), Enfermería de Salud Familiar y Comunitaria, Enfermería de Salud Mental, Enfermería Pediátrica, Enfermería Geriátrica, Enfermería del Trabajo y Enfermería Médico-Quirúrgica). A continuación, te las explico más detalladamente de forma individual.

1) Enfermería Obstétrico-Ginecológica (Matrona)

La Enfermería Obstétrica – Ginecológica (también conocida como Matrona), es una especialidad dentro de la enfermería que se enfoca en el cuidado de la mujer durante el embarazo, el parto y el posparto, así como en el cuidado de la salud reproductiva de las mujeres en general.

Las matronas brindan atención integral y especializada a las mujeres en todos los aspectos relacionados con la salud reproductiva, desde el asesoramiento preconcepcional hasta el seguimiento de la salud durante la menopausia. Esto incluye realizar exámenes ginecológicos, monitorear el embarazo, atender el parto, realizar intervenciones obstétricas y ofrecer asesoramiento y educación en materia de salud sexual y reproductiva.

Además, las matronas suelen trabajar en colaboración con otros profesionales de la salud, principalmente con médicos especializados en obstetricia y ginecología, enfermeras, fisioterapeutas y psicólogos.

2) Enfermería de Salud Familiar y Comunitaria

La Enfermería de Salud Familiar y Comunitaria es la especialidad enfermera focalizada en el cuidado de la salud de la familia y la comunidad. Los enfermeros de salud familiar y comunitaria trabajan en colaboración con las familias y las comunidades para identificar y abordar los problemas de salud que pueden estar afectando a la población en su conjunto.

Esta especialización se centra en la prevención de enfermedades, la promoción de la salud y la atención integral de las personas, las familias y las comunidades en el contexto de su entorno. Esto incluye la educación y el asesoramiento sobre temas de salud, la promoción de estilos de vida saludables, la prevención de enfermedades y la gestión de enfermedades crónicas.

En añadido, los enfermeros de salud familiar y comunitaria también trabajan en programas de salud pública y en equipos multidisciplinarios para mejorar la salud de la comunidad, además de en la planificación y ejecución de intervenciones de salud, gestión de recursos y evaluación de programas de salud.

3) Enfermería de Salud Mental

La Enfermería de Salud Mental es una especialidad dentro de la enfermería centrada en el cuidado de la salud mental y emocional de las personas. Los enfermeros de salud mental trabajan con personas de todas las edades que pueden estar experimentando problemas de salud mental, incluyendo ansiedad, depresión, trastornos de personalidad, trastornos alimentarios, abuso de sustancias, psicosis y otras afecciones

Su rol incluye la evaluación de la salud mental, la planificación y ejecución de intervenciones de tratamiento, la administración de medicamentos psiquiátricos y la atención de los pacientes en hospitales psiquiátricos o en la comunidadTambién trabajan en la promoción de la salud mental y la prevención de enfermedades a través de la educación, la sensibilización y la participación en programas de prevención de suicidios, de prevención de la violencia y de atención a la salud mental en el lugar de trabajo.

Asimismo, suelen trabajar en colaboración con otros profesionales de la salud mental, como psicólogos, médicos especializados en psiquiatría y salud mental, y trabajadores sociales. 

4) Enfermería Pediátrica

La Enfermería Pediátrica es una especialidad enfermera que se centra el cuidado de la salud de los niños desde el nacimiento hasta la adolescencia. Los enfermeros pediátricos trabajan con niños y sus familias en una variedad de entornos, como hospitales, clínicas, consultorios médicos y en la comunidad, lo que incluye técnicas y procesos como la evaluación de la salud, la administración de medicamentos y tratamientos, la educación sobre salud y la coordinación de la atención con otros profesionales de la salud.

También trabajan en la prevención de enfermedades y en la promoción de la salud de los niños y sus familias. Además, también desarrollan su rol en en áreas específicas, como la atención de recién nacidos, la atención de pacientes pediátricos en cuidados intensivos, la atención de pacientes con enfermedades crónicas y la atención en el hogar para niños con necesidades médicas complejas.

5) Enfermería Geriátrica

La Enfermería Geriátrica es una especialidad de enfermería dedicada al cuidado de la salud de las personas mayores. Los enfermeros geriátricos trabajan con adultos mayores en una variedad de entornos, como hogares de ancianos, centros de atención a largo plazo, hospitales y consultorios médicos, cosa que supone técnicas y procesos como la evaluación de la salud, la administración de medicamentos y tratamientos, la educación sobre salud y la coordinación de la atención con otros profesionales de la salud.

Además, los enfermeros geriátricos trabajan en la prevención de enfermedades y en la promoción de la salud de los adultos mayores y  también desarrollan su rol ofreciendo atención de pacientes con enfermedades crónicasatención de pacientes en cuidados paliativosatención de pacientes con enfermedades cognitivasatención en el hogar para adultos mayores con necesidades médicas complejas.

6) Enfermería del Trabajo

La Enfermería del Trabajo es una especialidad enfermera que se dedica en la prevención y tratamiento de lesiones y enfermedades relacionadas con el trabajo. Los enfermeros del trabajo trabajan en colaboración con empleadores y empleados para garantizar un entorno de trabajo seguro y saludable, lo que incluye una variedad de entornos así como hospitales, clínicas, empresas, fábricas y otras organizaciones.

Su rol se basa en llevar a cabo evaluaciones de salud y seguridad en el lugar de trabajo, identificar y evaluar los riesgos de lesiones y enfermedades laborales y desarrollar planes de prevención y tratamiento en caso de lesiones o enfermedades relacionadas con el trabajo. Además, los enfermeros del trabajo desarrollan educación y capacitación en seguridad y salud laboral a empleados y empleadores. 

Suelen trabajar en equipos multidisciplinarios que incluyen habitualmente médicos, terapeutas ocupacionales, trabajadores sociales y otros profesionales de la salud.

 

7) Enfermería Médico-Quirúrgica

La Enfermería Médico-Quirúrgica es una especialidad dentro de la enfermería que se ocupa del cuidado de pacientes con enfermedades médicas y quirúrgicas agudas y crónicas. Los enfermeros médico-quirúrgicos trabajan en hospitales, clínicas y otros entornos de atención médica para brindar atención integral a pacientes que requieren cuidados intensivos o postoperatorios.

Su rol se basa en  desarrollar una amplia gama de tareas, incluyendo la evaluación de la salud de los pacientes, la administración de medicamentos y tratamientos, la monitorización de signos vitales, la coordinación de la atención con otros profesionales de la salud, la preparación de pacientes para cirugías y procedimientos y la educación de los pacientes y sus familias sobre la gestión de su enfermedad o condición. También, pueden trabajar en áreas específicas, como la atención de pacientes con enfermedades crónicas, la atención de pacientes en cuidados intensivos, la atención de pacientes con trastornos respiratorios o cardíacos, y la atención de pacientes que se están recuperando de cirugías y procedimientos.

2. Sistema de acceso a las Especialidades de Enfermería (en España): el EIR

Para acceder a ellas, debes presentarte a una oposición que se realiza a nivel estatal y se llama EIR, es un examen tipo test que tiene lugar anualmente a principios de año. Cuando te presentas a este examen, te conviertes en un opositor o aspirante, dado que empieza una carrera de fondo o lucha para conseguir tu plaza en una de las especialidades, sólo las personas con mayor puntuación consiguen su plaza; el número de plazas ofrecidas varía según el año (según los últimos años desde 1.051 hasta 1.961 plazas)

Es importante que tengas presente  que por cada especialidad se ofrece un número determinado de plazas. Por ejemplo, en EIR 19 (año en el que yo fui opositora) nos presentamos 12.936 aspirantes y sólo nos ofrecieron 1051 plazas. Es decir, que 11.885 personas nos quedamos igual (otras peor) que antes que hacer el examen, porque esa es otra cuestión el #postEIR. 

3. Preguntas más frecuentes sobre el EIR

¿A qué especialidades de Enfermería puedo acceder a través del EIR?

Las especialidades de Enfermería a las que puedes tener acceso a través del EIR son seis:

  1. Enfermería Obstétrico – Ginecológica (Matrona).
  2. Enfermería de Salud Familiar y Comunitaria.
  3. Enfermería de Salud Mental.
  4. Enfermería Pediátrica.
  5. Enfermería Geriátrica.
  6. Enfermería del Trabajo.

La única a la que no puedes acceder es la especialidad de Enfermería Médico-Quirúrgica, ya que todavía está en desarrollo desde hace años. Actualmente, todavía no hay plazas disponibles a las que aspirar, tampoco hay mucha información en relación a ella;pero legal y oficialmente consta como una de las especialidades de Enfermería.

¿Cuáles son los requisitos de acceso?

Los requisitos de acceso al EIR son:

  1. Poseer el título de graduado/a universitario en Enfermería.
  2. Presentar tu solicitud de admisión al examen EIR, a través de la Sede Electrónica del Ministerio de Sanidadal modelo 790 de «Solicitud de admisión a pruebas selectivas de acceso a formación sanitaria especializada y liquidación de tasa de derechos de examen»
  3. Pagar la tasa de examen para la Convocatoria EIR del año. Suele ser de 23,33€,y deberá realizarse dentro del plazo establecido de inscripción. Están exentas de dicho pago las personas: Pertenecientes a familia numerosa, con un reconocido grado de discapacidad igual o superior al 33%, figuradas como demandantes de empleo y que tengan rentas inferiores al salario mínimo interprofesional o víctimas del terrorismo.
¿Cuál es el plazo de inscripción?

El plazo de inscripción al EIR suele durar 14 días, empieza a principios de septiembre hasta mitad de mes.

¿Cuándo es el examen?

La fecha del examen EIR suele tener lugar anualmente, un sábado a las 16:00h, que puede ser bien el penúltimo o último de enero o primero de febrero.

¿Cómo es el examen?

El examen EIR consiste en:

  1. Un examen tipo test de 185 preguntas (175 preguntas + 10 preguntas de reserva).
  2. Cada respuesta correcta suma 3 puntos, cada respuesta incorrecta resta 1 punto, y cada pregunta en blanco no puntúa.
  3. Tiene una duración de 4 horas (de 16:00 a 20:00h).
  4. No hay un temario determinado para estudiar el examen.
  5. El examen es el mismo en toda España.
¿Qué estudiar para el examen?

Como no hay un temario establecido para estudiar el examen EIR, ahí es donde entran las dos opciones disponibles:

  1. Estudiar incribiéndote en Academias de Preparación al EIR: Son de pago. Cada academia recopila y ofrece a sus alumnos su método de estudio y propio temario organizado en manuales (físicos o electrónicos) basados en las preguntas de los exámenes EIR de años anteriores.
  2. Estudiar por libre: Prepararte el EIR por tu cuenta  (aunque es complicado).

 

¿Cómo preparar el examen?

Para este examen se recomienda, igual que para el examen MIR (Médico Interno Residente), una preparación de estudio de un año con una academia. 

Normalmente, las academias de preparación para el EIR ofrecen cursos en formato presencial (cuyos precios oscilan los 1.250-1.680€) y en formato online (cuyos precios rondan sobre los 790-1.300€).

Como he comentado antes, el EIR es un examen complicado, que requiere de técnica y práctica y eso es lo que te ofrecen las academias. Hay muchas, muchísimas, tantas como aspirantes casi. Todas «te venden» que son las mejores, que sus resultados hablan por sí solos, que son los mejores del sector y que su técnica es infalible con los alumnos que se aplican y toman en serio la carrera de fondo que supone el EIR.

Las propias academias desaconsejan trabajar si quieres conseguir tu plaza, básicamente porque tu jornada laboral se basará en un estudio diario de 8 hasta 12 horas. De modo que, recién graduado o con la experiencia laboral que tengas, las academias van a situarte frente al gran dilema de «si renuncias a 1 año sin trabajar, seguramente tengas más posibilidades de conseguir tu plaza». Pero, eso es algo que realmente no te garantiza nadie, si renuncias a trabajar es obvio que tienes más puntos para conseguir la plaza frente a alguien que trabaja ya que tendrás más horas de estudio disponibles. Pero, ahora bien, esto es muy bonito planteado, aunque 1 año sin sueldo supone también muchas renuncias personales y familiares. Además, depende de en qué momento de la vida / personal / familiar  “te pille”, no puedes permitírtelo.

¿Cómo funciona la puntuación?

La puntuación del EIR funciona a partir de la suma de 2 parámetros: 90% nota del examen EIR + 10% expediente académico universitario del Grado de Enfermería.

¿Cuántas plazas hay?

En cada convocatoria del EIR, se ofrece un número limitado de plazas por cada especialidad; esta oferta varía (aumentando o disminuyendo) cada año

Por ejemplo, en la siguiente tabla te dejo los datos de las últimas 5 convocatorias del EIR. En mi opinión, no hace falta ser un experto en la materia para entender que la proporción aspirantes : plazas está muy descompensada. Y es que en el EIR 19-20 (año en el que yo fui aspirante) nos presentamos 12.936 opositores y sólo nos ofrecieron 1.051 plazas. Es decir, que 11.885 personas nos quedamos fuera aquél año.

Por otro lado, es importante tener en cuenta también estos datos:

  • En el MIR 22-23 (Medicina), se han ofrecido 8.550 plazas para 12.251 aspirantes.
  • En el PIR 22-23 (Psicología), se han ofrecido 231 plazas para 4.012 aspirantes.
  • En el FIR 22-23 (Farmacia), se han ofrecido 308 plazas para 1.587 aspirantes.
  • En el QIR 22-23 (Química), se han ofrecido 22 plazas para 224 aspirantes.
  • En el RFIR (Física), se han ofrecido 42 plazas para 263 aspirantes.
  • En el BIR 22-23 (Biología), se han ofrecido 60 plazas para 1.055 aspirantes.
    EIR 18-19EIR 19-20EIR 20-21EIR 21-22EIR 22-23
    Aspirantes presentados11.73512.93611.3117.235 7.847
    Plazas totales ofrecidas105110921.4631.8221.961
    Plazas de Enfermería Obstétrico-Ginecológica (Matrona)375379398420 437 
    Plazas de Enfermería de Salud Mental193203242285311
    Plazas de Enfermería Geriátrica2120457881
    Plazas de Enfermería del Trabajo18 18596874
    Plazas de Enfermería Familiar y Comunitaria316339459748824
    Plazas de Enfermería Pediátrica128133184223234
    ¿Quién consigue plaza?

    La plaza para el EIR la consiguen aquellos aspirantes que tengan la mejor puntuación hasta cubrir todas las plazas ofertadas. Es decir, no todo quien se presenta al EIR tiene garantizada una plaza como especialista. Es decir, puedes presentarte y conseguirla; pero también puedes presentarte y no conseguirla.

    Todas las plazas se ofertan juntas, y los aspirantes con mejores puntuaciones empiezan a elegir su especialidad por orden de puntuación, hasta que se acaben las existencias. Se suele escoger de forma presencial en un acto de elección realizado en Madrid, aunque el año del COVID-19 se eligió online. Habitualmente, la especialidad que suele agotar sus plazas primero es Enfermería en Obstetricia y Ginecología (Matrona).

    • Si no consigues plaza: Dependiendo de qué especialidad quieras, se te plantean varias opciones así como: elegir plaza en otra especialidad que te interesa (en caso que te de la puntuación, ya que el EIR puede no darte plaza para Matrona, pero sí para Pediatría u cualquier otra especialidad por ejemplo); volver a presentarte a la siguiente convocatoria del EIR  (es decir, hacer el «RE-EIR» y seguir intentando luchar por tu plaza de Matrona), o bien buscar una alternativa como especializarte fuera de España (como es mi caso, que decidí estudiar Matrona en Budapest, Hungría). También, puedes «dejarlo correr» e inscribirte a un máster o postgrado que te interese y «continuar con tu vida». Desde luego, no es una decisión fácil, ya que además el Post-EIR está marcado por la salud mental de cada uno, y habitualmente juega un papel muy importante, ya que los aspirantes solemos estar agotados y decaídos tras ver que «el sistema» nos ha vencido.
    • Si consigues plaza: Serás enfermero residente durante 2 años en la Unidad Docente donde consigas plaza. Todas las especialidades duran 2 años, suelen empezar en mayo del mismo año de la convocatoria EIR. Te formarás rotando por distintos servicios y unidades, según la especialidad que elijas. Es importante que sepas que durante la especialidad firmas un contrato laboral (por lo que cotizas en la vida laboral y bolsa de empleo), y serás remunerado, pero cobrarás desde 750-1.100 o 1.200€/mes aproximadamente. El sueldo como residente varía según la comunidad autónoma y especialidad que curses, contarás con la posibilidad de hacer guardias (que cuentan como «extra» en tu sueldo, pero están mal pagadas y son limitadas, pueden ser diurnas o nocturnas). Hay que resaltar que no puedes trabajar en otra empresa legalmente, ya que firmas un contrato de exclusividad laboral durante la residencia.
    ¿Qué ocurre al acabar la residencia?

    Al terminar al residencia del EIR, eres enfermero/a especialista. Es importante resaltar que ser especialista no quiere decir tener una plaza fija, ni tampoco obligatoriamente cierto reconocimiento extra en la nómina, ya que por ejemplo eso es algo que varía según la Counidad Autónoma y centro donde trabajes, los especialistas en Ginecología y Obstetricia (Matrona) en Andalucía suelen cobrar 50€ más como plus salarial; mientras que en País Vasco suelen cobrar desde 500-600€ de más.

    Habitualmente, cuando acabas la residencia suelen contratarte en la Unidad Docente donde te has formado, pero muchas otras veces no es así. Es cierto que la especialidad te da cierta connotación positiva en el currículum vitae y te puede llegar a dar más oportunidades laborales, o en cierto modo una «preferencia» para conseguir un puesto en concreto, pero no de forma obligatoria.

    Sin embargo, realmente la única especialidad que te abrirá las puertas hacia una nueva profesión es Obstetricia y Ginecología (Matrona), que además tiene su propia bolsa de empleo y oposiciones propias para conseguir un puesto fijo.

    En cambio, el resto de especialidades, como te he explicado a lo largo del post, en general, no tienen bolsas específicas y pueden acceder al puesto tanto aquellos que tienen experiencia laboral de hace años, como aquellos que están graduados y han cursado allí sus prácticas universitarias, tienen máster o postgrado en relación al campo, o bien son especialistas de la rama.

    4. Otras dudas sobre el EIR

    ¿Qué especialidades puedo ejercer sin tener el EIR?

    En España, sin tener la especialización EIR, puedes ejercer como Enfermera de Salud Familiar y Comunitaria, de Salud Mental, Pediátrica, Geriátrica y del Trabajo , accediendo bien porque has hecho prácticas en ese centro sanitario mientras estudiabas Enfermería, bien porque el centro está buscando nuevo personal, has superado la entrevista y deciden formarte mientras trabajas con ellos, o bien porque tienes un máster, postgrado y/o curso experto en ello; o eres especialista (EIR).

    Por ejemplo, en mi caso yo he trabajado como Enfermera en Salud Familiar y Comunitaria (en el ámbito público) durante bastante tiempo gracias a unas prácticas que hice en el centro mientras estudiaba el Grado de Enfermería e hice el TFG (Trabajo de Fin de Grado, sin necesidad de tener ningún máster, postgrado o curso experto en ello ni tampoco la especialidad EIR.

    De modo que la única especialidad de Enfermería que no se puede ejercer si no tienes el título de especialista es Enfermería Obstétrico – Ginecológica (Matrona), ya que aunque hayas hecho prácticas o tengas un máster, postgrado y/o curso experto en Obstetricia y Ginecología, si no tienes la especialidad de Matrona, no puedes trabajar como tal.

    ¿Hay alguna formación que me permita ser Matrona?

    En España, no hay ninguna formación que te permita legalmente llegar a ejercer como Matrona. De hecho, si investigas verás que como te he comentado anteriormente existen másters, postgrados y/o cursos expertos de Enfermería en Obstetricia, Ginecología y Neonatología. Pero, es importante que tengas en cuenta que estas formaciones únicamente te profesionalizaran en la materia, pero no van a permitir ejercer como Matrona, sino que como siempre en calidad de Enfermera.

    En España, Matrona se contempla únicamente como una especialización de Enfermería (siendo el EIR es la única vía de acceso pero, para ello, deberás conseguir plaza en la Especialidad de Enfermería en Obstetricia y Ginecología). Mientras que fuera de España,  en países como Reino Unido o Hungría, Matrona se contempla como una carrera universitaria (igual que Enfermería, Fisioterapia o Química), o bien en otros países como Portugal, Andorra y Bélgica se trata de un máster o postgrado. De modo que puedes llegar a ser Matrona sin tener que pasar por el EIR. Por ejemplo este es mi caso, que tras presentarme al EIR19-20 en España y no conseguir plaza, finalmente aposte por estudiar la especialidad de Matrona en Budapest (Hungría). Aunque, antes que elegir por esta opción, estudié todas las alternativas posibles, y eso es lo que vengo a contarte más a detalle en este otro post.

    Hasta aquí la Guía de resolución de dudas y preguntas más frecuentes sobre las Especialidades de Enfermería en España y su sistema de acceso: el EIR. Si quieres más información sobre Estudiar Enfermería y qué hacer después,Crítica al EIR, Cómo Estudiar Matrona en Budapest y el gran error que debes evitar cometer o Alternativas para estudiar Matrona, te recomendamos que leas los siguientes posts del blog.  ¡Esperamos que te haya servido de gran ayuda!

    Si tienes alguna duda o cuestión a comentar, te animamos a que nos escribas tu consulta en los comentarios.

    ¡Estaremos encantados de responderte!

    Si te gusta nuestro contenido y quieres estar al día de todas las novedades de la ciudad

    ¡SÍGUENOS EN INSTAGRAM!

    ... ...